Historia / Internacional

22 Octubre: Día de San Juan Pablo II

22-OCTUBRE DIA DE SAN JUAN PABLO IIHoy, 22 de octubre se celebra el día de San Juan Pablo II, un Santo que nos tocó ver en vida y que lleno los corazones de los creyentes de fe y amor.

Karol Jósef Wojtyla, (San Juan Pablo II), nació en Wadowice (Polonia) en 1920. Tuvo una juventud muy dura por el ambiente de odio y destrucción de la Segunda Guerra Mundial con la invasión nazi, ingresó al seminario de manera clandestina y fue ordenado sacerdote en 1946 y Obispo polaco en 1958, en el que escoge su lema oficial “Totus Tuus” (todo tuyo), en honor a María Santísima. Fue nombrado Arzobispo Metropolitano de Cracovia y posteriormente fue creado Cardenal por el ahora Beato Papa Pablo VI. A la muerte de Juan Pablo I, en 1978, es elegido Sumo Pontífice y toma el nombre de Juan Pablo II. Permaneció como sucesor de San Pedro por más de 26 años, realizando 104 viajes apostólicos fuera de Italia y 146 en ese país.

Durante sus tiempo como pontífice visitó 5 veces México, país al que le tenia un cariño especial. Un año despues de su elección como Papa viajó a República Dominicana, en una escala que lo llevaría a su primera visita pastoral a nuestro país. En enero de ese año Juan Pablo II aterrizó en el Aereopuerto Internacional de la Ciudad de México en un avión comercial, al descender de la aeronave besó el suelo mexicano, esta imagen sorprendió y conmovió al mundo. En esta ocasión fue recibido por el presidente en turno José López Portillo (en esas fechas México no tenia relaciones diplomáticas con el Vaticano) quien se dirigió a el como “distinguido visitante” y posteriormente le deseó exito en su misión de paz: “Lo dejó en manos de la jerarquía y de los fieles de su Iglesia”.

Esta visita duró 6 días en los que el pueblo mexicano lo adoptó como suyo. Visitó la Basilica de Guadalupe y rindió culto a la virgen guadalupana. En ese entonces, decidió alojarse en la delegación apostólica del Vaticano en México, (en el sur del D.F.) en donde la genyr hizo guardia día y noche para estar cerca de el, entonaban canciones entre ellas la canción “amigo” de Roberto Carlos, misma que quedó grabada como suya. En varias ocasiones Juan Pablo II alegre y sorprendido con tanta euforia se asomó por la ventana de su dormitorio para pedir con gran sonrisa “Papa quiere dormir, dejen dormir a Papa”, a lo que los mexicanos (como bien nos caracterizamos) respondian con más euforia, lagrimas y aplausos.

La misma alegria desató en Puebla, Guadalajara, Oaxaca y Monterrey. En futuras entrevistas reconoció que la visita a México lo hizó reflexionar que su vocación era ser un Papa que estuviera cerca de la gente; un Papa viajero. Se recuerda que la carretera (en ese entonces no autopista) México-Puebla estuvo llena de feligreces haciendo vaya para saludarlo, algo soprendente e irrepetible.

Su segunda visitá tardó 11 años. En 1981 el turco Mehmet Ali Agca baleó a Su Santidad en la Plaza de San Pedro, poniendolo al borde de la muerte y en un proceso penoso y largo de recuperación.

Para 1990, (Carlos Salinas de Gortari como presidente), el Pontífice regresó a suelo mexicano. En esta ocasión visitó la Ciudad de México, Veracruz, Aguascalientes, San Juan de los Lagos, Jalisco, Durango, Chihuahua, Monterrey, Tuxtla Gutiérrez, Villahermosa, Tabasco y Zacatecas. En este año beatificó a Juan Diego marcando la fé de los presentes en la Basicila de Guadalupe.

Tres años después, volvió. En agosto de 1993, hizo una breve visita a Yucatán, en un ambiente de tensión por el asesinato del cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo, (mayo de ese mismo año). Fue recibido por el presidente Carlos Salinas de Gortari quien por primera vez, se dirigió al Papa, como “Su Santidad”, (un año antes, el 21 de septiembre de 1992, México había reanudado relaciones diplomáticas con el Vaticano).

Seis años más tarde, el gobierno del presidente Ernesto Zedillo invitó por primera vez al Papa a visitar México en  calidad de Jefe de Estado.  Juan Pablo II llegó el 22 de enero de 1999, y fue recibido con todos los honores.

En este viaje hubo un acto muy emotivo ante cien mil personas en el Estadio Azteca, en donde el Papa se nombró así mismo “mexicano” ocasionando una ovación de minutos sin cesar. Proclamó el 12 de diciembre como fiesta del continente americano elevando a la guadalupana, como “reina de toda América”.

Su última visita fue en el 2002, su salud ya estaba deteriorada entonces, lo recibió Vicente Fox, (presidente que se había declarado católico) quién le besó el anillo del obispo de Roma al darle la bienvenida en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.  En su último viaje a México, Juan Pablo II ofició la ceremonia de canonización de Juan Diego en la Basílica de Guadalupe, beatificó a los indígenas de San Francisco Cajonos, Oaxaca, Juan Bautista y Jacinto de Los Ángeles, asesinados el 16 de septiembre de 1700.

La gente no dejó de gritarle a su paso: “México católico, siempre fiel”, “Juan Pablo II, te quiere todo el mundo”, “Juan Pablo amigo, el pueblo está contigo” y “Juan Pablo, hermano, ya eres mexicano”.

En agosto de 2002, el pueblo católico mexicano se despidió del Papa peregrino, quien murió 2 de abril de 2005, en sus aposentos vaticanos.

 

 

Conmemorando hoy a San Juan Pablo II, un Papá que sin duda alguna ¡Quiso a todo el mundo!

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s