Historia

La oposición vence en Argentina y México tiene tanto que aprender de ello.

DYN611.JPG

El día de ayer, Argentina le regaló una alegría inmensa a todo América Latina, Mauricio Macri, candidato del partido de la oposición y actual alcalde de Buenos Aires, venció a su opositor Daniel Scioli en la segunda vuelta electoral a la presidencia de Argentina.

Macri ganó mucho más que la sola elección, este triunfo, logró ponerle fin a los 12 años de gobiernos de izquierda, se trata del primer presidente no peronista en más de una década, otorgó el voto de castigo a la presidenta Cristina Fernández y a su partido imponiéndose con un 51.40% de los votos.RESULTADOS ELECCIONES ARGENTINA

LA SEGUNDA Y DECISIVA VUELTA

La historia de Argentina no se escribió en la primera vuelta, el 25 de octubre pasado Scioli y Macri fueron los más votados, en aquella ocasión Daniel Scioli resultó el ganador con un escaso 37%, superando con 3 puntos a Mauricio Macri. Si en Argentina ocurriera lo que en México, el sur hoy no tendría nada que celebrar, el peronismo contuaria y Mauricio Macri se hubiera quedado como un candidato más de oposición que intentó conseguir la alternancia. Pero el sur nos enseña mucho en esta ocasión, con un respeto admirable a la decisión ciudadana se llevó a cabo una segunda vuelta electoral, en la que en esta ocasión Mauricio Macri venció a Daniel Scioli, quien acepto dignamente su derrota reconociendo la alternancia en su país.

¿Que aprendemos con esto? El voto duro lo conocemos todos, son aquellos votantes que pase lo que pase y le pese a quien le pese seguirán aplaudiendo la poca eficiencia del partido en el poder, el resto de los votantes se divide entre la oposición. Ganar con un treinta y tantos por ciento las elecciones lo único que demuestra es que casi el 70% del país no te apoyo, ¿dónde está ese 70% que no te quiere en el poder? dividido entre los otros partidos. Con la segundas vueltas se le regresa el poder al pueblo de tomar la decisión entre dos opciones ya: A o B, blanco o negro, sin tonalidades grises la decisión es más sencilla y concreta y el resultado más real y certero. Con las segundas vueltas nos aseguramos que llega al poder a quien realmente elige la mayoría.

MÉXICO TIENE TANTO QUE APRENDER

 

Argentina nos dió dos ejemplos claros y sumamente ejemplares, por un lado, el tema de las segundas vueltas. Me atrevo firmemente a asegurar que si en México existieran las segundas vueltas electorales hoy en día Enrique Peña Nieto no estaría en el poder. Lo ocurrido en Argentina el 25 de octubre nos ejemplifica a la perfección lo ocurrido en México en el 2012, ¿recuerdas los porcentajes que le dieron la victoria al PRI en julio de aquel año? Enrique Peña Nieto obtuvo su constancia de mayoría con un escaso 38.15% de los votos, esto significa que el 61.85% del país NO quería que Enrique llegara a la presidencia, el tema fue que este 61.85% se dividió entre los partidos restantes. ¿Por qué llega al poder una persona que no eligió la mayoría del país? ¿Qué hubiera sucedido si los dos más votados (Lopez Obrador y Enrique Peña Nieto) hubieran sido parte de una segunda vuelta electoral? Estoy segura que la historia de México sería otra…

Creo firmemente que el miedo a que en México suceda lo mismo que sucedió en Argentina es lo que frena la iniciativa de ley de segundas vueltas electorales en el congreso, la fórmula es mágica, seguir ganando con el voto duro sea la minoría que sea, así se tenga que dividir a la oposición hasta en votos para gatos si es preciso. Así ha funcionado, así se rigen las votaciones en mi país, tema que en lo personal considero una falta de respeto gigantesca a la decisión de los ciudadanos.

La segunda lección ejemplar es la alternancia; la alternancia es la mejor manera de que se garantice la eficiencia de un gobierno, pongámoslo de esta manera, si el partido A falla y su mismo partido A es quien lo juzgara en próximos sexenios ¿qué garantía tenemos que lo realizara con objetividad? (más aún con el “compradazo” que representan los partidos políticos en México), en cambio si después del eficiente o ineficiente sexenio del partido A llegara el partido B con objetividad a evaluar y castigar los resultados otra cosa seria, estoy segura que el mismo partido A cuidaría más sus acciones y decisiones. Llamémosle PAN, PRI o PRD, la alternancia y el voto de castigo debería de ser obligación y consciencia de todos los ciudadanos, si el partido en el poder falla ¡castígalo quitándole tu voto! seas a fin o no a dicho partido, la objetividad en dicha decisión es parte de tu responsabilidad como ciudadano. Argentina lo demostró, y Cristina Fernández tuvo su respuesta a la desaprobación de su gobierno…

Este es un ejemplo más del Sur a México, estamos presenciando en el 2015 (gracias a la tecnología y a la información a la orden del día) ejemplos de cómo la democracia bien guiada si funciona, con casos como este en donde es realmente el pueblo quien decide a sus gobernantes, nos toca aprender e imitar las buenas acciones y lecciones, y esperar a ver el papel que Macri tendrá en la historia de Argentina. Por lo pronto, hoy, le celebro y le aplaudo al pueblo Argentino este importante paso en su historia, esperando empezar la semana con muchas más noticias de avances democráticos como estos. ¡En horabuena Argentina! ¡Aprendamos de ellos mexicanos!

 

 

Advertisements

One thought on “La oposición vence en Argentina y México tiene tanto que aprender de ello.

  1. Buen reportaje Marisa !!!! Nos hace recordar que realmente los cambios se pueden articular en nuestra sociedad y que tanta falta le hacen a México.

    Saludos, Vick

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s