George Floyd, el Blackout Tuesday y el racismo en México

George Floyd murió el pasado 25 de mayo, asesinado por un policía que abusó del poder del uniforme para demostrar un racismo aprendido. Porque debemos decirlo: si George Floyd hubiera sido blanco, otra historia estaríamos contando.

A partir de esto, mucho se ha expuesto dentro y fuera de las redes sociales. Mientras, las calles de Estados Unidos explotan en impotencia por años de reprimir una discriminación que muchos grupos diversos enfrentan día con día y que en los últimos 4 años se ha intensificado, sin que el primer mandatario busque hacer algo por mostrar empatía. Lejos de eso, quiere reprimir ese hartazgo con más violencia.

Lo que esta ocurriendo en Estados Unidos es un claro ejemplo de cuando un Presidente gana, gobierna y le habla solo a una mitad del país. ¿Por qué? Porque es muy claro; si Donald Trump muestra empatía hacia los manifestantes pierde a su base electoral, esa base electoral que siente una supremacía por ser de tez blanca, que se siente bien representada por un presidente que insulta lo diverso y lo diferente, y que seguramente y me duele decirlo, no les duele ni critican el asesinato de George Floyd.

Esa mitad del país fue la que lo llevó a la presidencia, esa mitad del país es a la que Trump le ha hablado por 4 años; a ellos, solo a ellos. Y esa misma mitad del país es la que seguramente hoy quiere orden a través de la fuerza de ser necesario en su país a pesar de que la otra mitad de sus conciudadanos se sienten lastimados, agredidos, no escuchados. Y ahí esta, un Donald Trump ignorando a la mitad del pueblo americano. ¿Por estrategia?, ¿por falta de empatía?, ¿por falta de inteligencia? No se, lo que si se, es que si esa supremacía blanca, hoy se siente mas representada que nunca antes, y el 2 de noviembre acude a las urnas, tendremos a Donald Trump por 4 años más.

Lejos de los que muchos dicen que con esto “perderá la reelección”, yo no veo una crisis que afecte el ADN del Presidente. Y quiero dejarlo por escrito; Trump es racista, es intolerante, no es empatico ni busca serlo; así fue desde candidato, así ha sido de presidente y así sigue siendo camino a su reelección. ¿Qué nos dice esto? Que hay un grupo de personas que se siente identificada con alguien así. Nos guste o no verlo, hay más de un Derek Chauvin en los Estados Unidos.

Ahora, el martes 2 de junio la protesta que valientes (en medio de una pandemia histórica) han encabezado en las calles, se mudó a las redes sociales.

#BlackoutTuesday llegó a Instagram y fue replicado por unos y criticado por otros. Mientras hay quienes juzgan a quien se “sube al tren” solo por ser un trending topic, yo lo veo diferente. Si ver muchos cuadros negros en tu comodo celular, te hizo conocer un tema que no habías conocido antes, entonces la protesta a mi gusto logró algo.

No puedo juzgar a quien no ve lo que yo veo, pero si puedo juzgar a quien habiéndolo visto vuelve a cerrar los ojos. Quiero creer que si ayer, te uniste a la protesta porque lo encontraste en Instagram, pero a partir de eso te generó incomodidad ver la realidad que otros enfrentan día con día, y ahora vas a cambiar ALGO en tu rutina diaria, para ser más incluyente, entonces se cumplió el objetivo.

No soy ajena a que en México somos sumamente racistas, y los datos lo dicen:

  • 33% de las personas con tez más obscura cuenta con educación básica incompleta, lo cual ocurre en solo el 18% de la población con tez clara.
  • 55% de los mexicanos, acepta que insulta o discrimina a otros por su color de piel.
  • 20% de los mexicanos, dice publicamente que no viviría con una persona de razgos indigenas.
  • Con datos de la Encuesta Nacional de Discriminación 2005, el 40% estaría dispuesto a organizarse para que personas indigenas NO se establezcan en su comunidad.
  • Las mujeres blancas tienen 43% más probabilidades de tener un trabajo bien pagado.

Todo lo anterior es lamentable, vergonzoso y CIERTO. Y si George Floyd vino a mover inconformidades mexicanas y a abrir los ojos a una realidad que todos hemos normalizado, ¡bien por la protesta!.

Yo no soy nadie para decirte por que esta bien o porque esta mal protestar e inconformarte.

Levantar la voz ante la injusticia siempre será valiente y admirable, y te aseguro que una vez que lo haces, empiezas a vivir en otra realidad. En una realidad en la que lo injusto YA NO TE ES INDIFERENTE, en donde te duele la impotencia ajena y en donde la empatía empieza a nacer dentro de ti.

Si George Floyd, el cuadro negro de Instagram y las noticias del tema fueron tu primer adentramiento a lo molesto que es asquearte de la injusticia, ¡Bienvenido! Necesitamos a todos en la búsqueda de un mundo mejor.

Pero repito, si después de haber abierto los ojos a una realidad que pasa en Estados Unidos, en el mundo y en tu país los vuelves a cerrar comoda y mediocremente, entonces si, estas siendo parte del problema, entonces si, estas siendo parte del equipo del opresor.

Y se que todas las vidas son importantes, ni siquiera deberíamos de tener este tipo de discusiones. Se que hay personas blancas que matan a personas blancas, personas de color que asesinan por igual.

La violencia es condenable en todas sus manifestaciones. Pero lo que estamos viendo ahora, es consecuencia AÑOS de represión.

Las personas de color han vivido una historia diferente, y son asesinadas por un estúpido complejo cultural que alguien inculcó hace años y que hemos sido incapaces de erradicar. Si estas marchas, si estas protestas, si estos cuadros negros en redes sociales le van a marcar un parteaguas a la siguiente generación que TODAS LAS VIDAS IMPORTAN, QUE TODOS SOMOS IGUALES, entonces algo estamos haciendo bien. Es historia a fin de cuentas lo que ha venido a reventar hoy y lo que estamos escribiendo nosotros también.

Y claro, en México (mi país) también hay racismo y mucho, y aplaudo también a las personas que tropicalizaron el tema, ahora que lo visibilizamos, ¿qué vamos a hacer para erradicarlo?

Esta reflexión personal, es tarea de todos. Que todo esto sirva de algo, de lo contrario, estamos condenados repetir esta lamentable historia una y otra y otra vez.

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s